Procedimiento de Incapacidad Temporal

Procedimiento de Incapacidad Temporal

A lo largo de nuestro ejercicio del derecho son muchos los casos que nos encontramos en los que nuestro cliente se encuentra inmerso en un procedimiento de incapacidad temporal, debido a que se encuentra aquejado de diversas dolencias que le impiden realizarse laboralmente.
En ciertos casos, y a pesar de que el estado de salud de nuestro cliente es delicado, el tribunal médico dictamina que se encuentra en las condiciones adecuadas para la reincorporación laboral, nada más alejado de la realidad.

¿Qué debemos hacer ante esta situación?
En primer lugar deberemos impugnar la resolución donde se recoge que debemos reincorporarnos a nuestro puesto habitual de trabajo, presentando una reclamación previa dirigida al jefe administrativo o director del organismo que la dictó.
En el caso de que se trate de una denegación de la Incapacidad Permanente, o en su caso, de la revisión del grado de Incapacidad Permanente concedido, procederemos a la interposición de una reclamación previa, que deberemos interponer en el plazo de 30 días
hábiles.
Una vez tengamos dicha notificación denegatoria dispondremos del plazo de 2 meses para interponer demanda ante los juzgados competentes.
Es de vital importancia estar asesorado por un abogado durante todo el procedimiento, desde el inicio del mismo hasta la conclusión del expediente puesto que en vía judicial se aportan las comunicaciones habidas anteriormente con el INSS motivo por el que conviene llevar el mismo hilo argumentativo durante todo el procedimiento.
Si se encuentra en una situación similar, no dude en acudir a nosotros, estamos a su disposición para resolverle cualquier duda o consulta.

Sobre el autor

Redactor administrator

    error: Content is protected !!
    WhatsApp WhatsApp